Sculpture

La escultura es una actividad catártica por naturaleza. Al modelar un pedazo de barro, de plastilina, de piedra, de madera o de otro material, la psique humana encuentra la forma de expresarse. Moldear la materia se convierte en una forma artística de moldear la mente.

Escultura para moldear la vida

Escultura para modelar las emociones

A través de la escultura una persona puede conectar con las emociones más primitivas. Es una manera inmediata de atender los deseos más olvidados, incluso pueden resolverse problemas. Es una técnica milenaria que acerca al ser humano con su lado más creativo. 

Implica un modo muy elemental de comunicación, donde el cuerpo, particularmente gracias a las manos, se convierte en una herramienta creadora que le da forma al mundo.

Se trata de un canal para mejorar o recuperar la salud mental emocional y social, a través de él se puede encontrar alivio y sosiego a tribulaciones cotidianas.

La escultura como actividad terapéutica

El uso del tacto sobre los materiales puede ayudar a una persona a contactar con vivencias que fueron determinantes durante la niñez. O bien, con situaciones de la vida adulta que aún repercuten en la personalidad de forma negativa. Durante una clase o taller de escultura, el experto puede acompañar a la persona en su proceso de liberación emocional. Incluso puede manifestarse espontáneamente.

No es necesaria la experiencia ni el talento. Por supuesto, una persona que naturalmente goza de creatividad o habilidades artísticas puede obtener resultados de forma más rápida. El objetivo, sin embargo, no es crear obras de arte para exhibirlas en un museo. Se trata de experimentar el mundo a través del tacto, de las huellas de los dedos, de la piel, de la sensibilidad más pura.

Beneficios:

  • Gracias  la escultura se desarrollan habilidades cognitivas y conexiones cerebrales. La creatividad está más vinculada al hemisferio derecho, donde el arte fluye y el pensamiento deja de ser lineal.
  • Se pueden liberal bloqueos mentales y emocionales. Un bloque de barro o una pieza de hierro puede ser un reflejo de la vida cotidiana o de los problemas emocionales que carga una persona. Esculpir es liberar. 
  • A través de la escultura disminuye el estrés que causa la cotidianidad. Asimismo, se aminoran los síntomas de depresión y ansiedad.
  • Es una buena forma de explorar la creatividad innata del ser humano. Mejora el estado de ánimo y brinda una sensación generalizada de bienestar y complitud.

Find the best professional of Sculpture

and explore your wellbeing

 

Start

Privacy Preference Center

Close your account?

Your account will be closed and all data will be permanently deleted and cannot be recovered. Are you sure?